DEBATE SOBRE LOS PUNTOS CENTRALES DE LA REFORMA LABORAL DE MACRI

Primera parte

 Dr. Toselli: “El proyecto de reforma laboral es unidireccional, todo apunta a favorecer al sector empresarial”

 

Muchos de nosotros somos perezosos a la hora de instruirnos, lo que numerosas veces ocasiona que tengamos que salir de nuestro letargo para directamente enfrentarnos en  una justificada lucha porque quieren cercenar nuestros derechos.

Los políticos nos venían advirtiendo sus intenciones, pero estábamos (y quizás seguimos estando) inmersos en un profundo reposo mental, no entendíamos qué significaba que dijeran que los trabajadores somos “caros” según las afirmaciones de los políticos que están al servicio de los poderes económicos concentrados acompañados por la prensa monopólica y mientras tanto se nos acaba el tiempo.

Ya no quedan dudas que la clase trabajadora está condenada a enfrascarse en una lucha continua en defensa de sus derechos.

Hoy estamos frente a otra embestida de los poderes económicos en su afán de acumular cada vez más riquezas en desmedro de la dignidad del obrero; estamos hablando del proyecto de reforma laboral que estos poderes de la economía concentrada pretenden llevar a cabo a través de su brazo que hoy es el gobierno nacional con gran  parte del poder judicial y legislativo

Para informarnos y conocer los alcances de este proyecto asistimos a la charla debate que se llevó a cabo en la Sala Agustín Tosco de nuestro Sindicato el día 13 de noviembre con la presencia del Dr. César  Arese (profesor de grado y post grado de U.N.C, ex Juez de Cámara Laboral) y del Dr. Carlos Toselli (profesor de grado y post grado de la Universidad Nacional de Buenos Aires y profesor de grado y post grado de U.N.C)

Es indignante que los funcionarios del gobierno nacional y los medios de prensa monopólicos, sicológicamente nos hablan de manera engañosa creyendo que no tenemos capacidad para entender y comprender.  Son ellos quienes introducen en nuestras mentes y piensan por nosotros mismos, haciéndonos creer que en lugar de hacernos un daño, nos están haciendo el bien.  A eso se refirió el Dr.Toselli:

“Evidentemente hay puntos centrales dentro del proyecto que quizás sea bueno compartirlos, quizás todo el mundo lo comparte, cuando dice ‘los grandes fines de este proyecto – en el título preliminar – habla del desarrollo humano, el progreso económico con justicia social, la productividad, la economía nacional, la generación de empleo y la formación profesional de los trabajadores’, esos cinco grandes ejes que serían los que plantea el proyecto de ley a través de todo su desarrollo. En principio de un modo abstracto nadie podría estar en contra de esos enunciados.

Fíjense que hay una gran contradicción que emana de su texto y es que la norma pretende generar nuevos empleos y sin embargo una de las primeras disposiciones es abaratar el costo del despido, eso evidentemente tiene un juego perverso en este análisis. Si yo quiero generar empleo y proteger el empleo, en todo caso declaro la emergencia social e impido el despido sin causa por dos años, por ejemplo. (…) Este proyecto es unidireccional, todo apunta a favorecer al sector empresarial.”

En principio es importante darse cuenta que los trabajadores hoy están protegidos, de alguna manera, por la “Ley de Contrato de Trabajo” y es ésta la ley que pretenden reformar y tal como se avizora dicha reforma tiene como objetivo quitarle a la misma el carácter de protección que la caracteriza para garantizarle a los empresarios mayores ingresos y a la vez quitar toda garantía y dignidad a los trabajadores.

La Ley de Contrato de Trabajo tiene como eje la protección del trabajador más que nada porque se basa en que empleador – empleado no están en pie de igualdad, éste es el punto central que pretenden modificar. Al considerar, este nuevo proyecto, que empleador – empleado son partes iguales, vacía de derechos a los compañeros laburantes que bajo ningún concepto puede estar en igualdad de condiciones con sus patrones como bien lo explica el Dr. Toselli en su exposición:

“El artículo 39 del proyecto del gobierno nacional  específicamente señala en la norma que ‘la cooperación entre las partes para promover la actividad productiva y creadora, constituye un valor social compartido generador de derechos  y deberes recíprocos y una regla esencial de ejecución de contrato…’ en fin deja de ser la actividad productiva, aunque sigue figurando en el texto de la ley para trasladar lo principal a la ‘cooperación’ entre ambas partes del contrato porque quieren dejar de lado que el trabajador no está en pie de igualdad con el empleador. Creo que esta es la parte central ideológica de este proyecto (.…) Alguna vez dijo un laboralista ‘el derecho del trabajo es protectorio o no es derecho del trabajo’ y en este caso se está dejando de lado el concepto de protección porque con esta modificación del  artículo 4 de la ley de Contrato de Trabajo se quiere dejar de lado la desigualdad del trabajador, cuando en el artículo 17 bis, reincorporado a la ley de contrato de trabajo en las últimas reformas señalaba que las desigualdades que crea esta ley son para compensar la desigualdad existente en la vida real, esto claramente planteaba que no estamos en un plano de igualdad”

Hasta acá, sólo estamos hablando del artículo 4º de la ley de contrato de trabajo en cuyo artículo nos deja en claro que el patrón y el trabajador no están en igualdad de condiciones…, pero ¿qué hay del resto de la pretendida reforma? ¿qué nos dice sobre el trabajo en negro? El Dr. Toselli nos dijo al respecto:

 

El tema es cómo lo intentamos hacer y acá el proyecto es bastante perverso en ese sentido, porque por ejemplo a los trabajadores solamente se le van a reconocer cinco años de todo el tiempo que hayan estado en negro y con el salario mínimo, vital y móvil a los fines jubilatorios, aunque hayan cobrado una cifra absolutamente superior al salario mínimo. Eso claramente está marcando una dificultad futura cuando estas personas tengan que intentar jubilarse, y para el empleador en ese tema se le garantiza de algún modo la impunidad, es decir se le quita la punibilidad penal, deja de ser sujeto de acción penal por los retenciones de aportes al trabajador y por otro lado, si el blanqueo se hace dentro de los primeros seis meses, hay exención absoluta de contribuciones, aportes y multas debidas, incluso se lo saca del REPSAL, que es el registro público de los empleadores con sanciones laborales o que tenían trabajo en negro, pero sí se les exige que paguen las multas que estaban previstas.”

 

¿Y la seguridad social? Sigue el Dr. Toselli:

 

“El otro tema que me preocupa vinculado con ese aspecto, tiene que ver con el alto nivel de desfinanciamiento de la seguridad social que promueve este proyecto. Está todo previsto para que se implemente a partir de enero del año próximo y en ese sentido señala que va a haber una suma mensual de $ 2.300 eximida de la contribución bonificada a la seguridad social. Son montos mínimos no imponibles, dice la norma. Son $ 2.300 en 2018 que después se ajustan por el índice de precios al consumidor, con lo que en 2019 van a ser $ 4.600 y así sucesivamente hasta llegar al año 2022 con $ 11.500 exentos de toda contribución a la seguridad social. Hay otro artículo que dice que en realidad no se puede desfinanciar la seguridad social, en todo caso lo va a pagar el Estado nacional, o sea no lo va a pagar quien se beneficia con la prestación de servicio sino que lo vamos a pagar todos nosotros que contribuimos con nuestros impuestos. Por eso digo que parecería que todo está absolutamente encaminado unidireccionalmente a favorecer al sector empresarial y sin que haya contrapartida que de alguna manera justifiquen por qué el trabajador tiene que ceder esos aspectos.

 

Con la actual ley de contrato de trabajo nadie podía hacerme renunciar a mi derecho, pero ¿qué nos da a entender el nuevo proyecto de reforma laboral? Sigue el Dr. Toselli:

“También está el tema de la irrenunciabilidad. Me puse a pensar por qué se está modificando el artículo 12. Este articulado de la ley de Contrato de Trabajo establece que es nulo y sin ningún valor toda renuncia a derecho que afecte normas legales o de los convenios colectivos de trabajo. La reforma originada en el diputado Recalde agregó que también es nula la renuncia a derechos individuales, que es lo que ahora se vuelve a eliminar. ¿Cuál sería la razón de esto? Bueno, habría que explicar la negociación ius imperium en los convenios colectivos de trabajo, sumado a que en algunos casos va a haber situaciones donde yo quiero por ejemplo imponer mayor cantidad de horas de trabajo y no puedo hacerlo con el régimen vigente. Entonces, esto está orientado desde ese punto de vista, a permitir que el trabajador pueda hacer acuerdos individuales peyorativos que hoy no estarían habilitados o renunciar a cierto derecho que estaba teniendo, lo que en este momento está absolutamente vedado por la normativa vigente.

Otro tema relevante es la modificación del artículo 30. Este articulado ha generado ríos de tinta en las discusiones, es un artículo que habla de la solidaridad cuando hay contratación y subcontratación. En general, antes de la reforma de la dictadura del 76, se consideraba que había responsabilidad solidaria de la actividad principal respecto de aquellas tareas que eran accesorias pero absolutamente indispensables para el funcionamiento de la actividad principal.  Un claro ejemplo, el servicio de limpieza en una Unidad de Terapia Intensiva de un hospital. ¿Alguien puede pensar que puede funcionar un servicio de UTI sin una unidad de limpieza que aísle para evitar el riesgo de infección hospitalaria? Bueno, sin embargo en el esquema de los últimos años ya venía siendo una gran discusión el tema de la responsabilidad solidaria, ¿o alguien iría a un banco a depositar dinero si no hubiera un servicio de vigilancia? Pienso que no. Esto fue una construcción que se toma también del modelo del Tribunal Constitucional español que hablaba del concepto de inherencia, que decía que solamente se debía considerar que había responsabilidad solidaria cuando la tarea que se había tercerizado era inherente al funcionamiento del objeto social de esa actividad. Por ejemplo en la actividad bancaria, lo inherente era todo lo que tuviera que ver con el movimiento financiero, por lo tanto la actividad de vigilancia carecía de esa inherencia y estaba fuera. En el supermercado, la limpieza no era inherente a la venta de productos. Esta fue una idea que sobre todo la desarrolló Lorenzetti en sus pronunciamientos y votos en disidencia en la Corte.

La nueva redacción claramente dice: ‘Quedan excluidos del alcance del presente artículo (art. 30) los trabajos o servicios que se contraten o subcontraten para realizar actividades complementarias de limpieza, seguridad, mantenimiento general de bienes inmuebles y muebles registrables, servicios médicos y de higiene y seguridad en el trabajo, gastronomía y/o informática que se efectúen en el establecimiento o explotación. También quedan excluidos los servicios de transporte desde y hacia el establecimiento o explotación’. Ahora, para que no quede ninguna duda de interpretación judicial, porque este artículo también trasunta algo que se ha venido remarcando en los últimos tiempos y que se señaló en la introducción, que se denuncia una cierta displicencia de los jueces laborales especialmente.  Quienes están criticados son los integrantes de la Cámara Nacional de Apelaciones del Trabajo porque dicen que siempre fallan a favor de los trabajadores. La otra vez Recalde se encargó de decir que si esto fuera así, todos los plenarios de jueces de la Cámara Nacional (en la que emiten una doctrina que luego debe ser aplicada tanto por la cámara como por los juzgados) saldrían a favor de los trabajadores y sin embargo en los últimos diez años la mitad de los pronunciamientos de los plenarios han sido favorables a los trabajadores pero la otra mitad ha sido favorable al sector empresarial, con lo cual esa imputación resulta como mínimo tendenciosa.

Quienes han elaborado este proyecto claramente están imbuidos en esa idea de que los jueces del trabajo fallan siempre a favor de los trabajadores y para evitar toda interpretación posible de esta norma directamente eliminan la solidaridad en todos estos supuestos.”

 

El panorama es más que oscuro, hemos mencionado sólo algunos de los puntos que pretenden modificar la ley de contrato de trabajo, en ediciones posteriores continuaremos con los demás puntos abarcados en esta charla debate.

Leamos, nos instruyamos. Por nosotros, por nuestras familias y por los que vendrán

El Dr. Carlos Toselli y el Dr. César Arese, secundados por los Dres. Agustín Cohen y Carlos Alcázar

 

NUMEROSOS DIRIGENTES DE OTRO GREMIOS SE HICIERON PRESENTES

 

MIENBROS DE NUESTRO CONSEJO DIRECTIVO

 

 

.