RECHAZAMOS LA RESOLUCIÓN 81365

La reparación de los vehículos de EPEC corresponde al Taller de Automotores

Se presentó un rechazo la resolución N° 81365 aprobada por el directorio,  que refiere a la descentralización de la reparación de los vehículos de la empresa porque es arbitraria e inaplicable ya que realmente va a terminar afectando el servicio.

Solicitamos una reunión para el lunes venidero la cual fue aceptada por el presidente de la empresa, restando la confirmación del horario. Allí buscaremos resolver los inconvenientes que genera la resolución para garantizar el funcionamiento del sector y de la EPEC. Nuestra organización sindical tiene la convicción de colaborar para la buena gestión, pero queremos que se respeten las tareas que son propias de la empresa para evitar tanta tercerización e incorporación de personal privado porque este procedimiento está ocasionando serias dificultades, produciendo además elevados costos en contrataciones que es un tema muy preocupante, porque el valor económico para EPEC es de $ 2.700 millones.  Esos recursos deberían destinarse para el correcto funcionamiento de los sectores de trabajo en lugar de erogarlos en contratos que generan un ambiente de trabajo hostil ya que hay compañeros de planta permanente que están capacitados para desarrollar eficientemente esas tareas.

Esta resolución se firma sin que todavía se haya concretado la puesta de nombre en las estructuras de plantel aprobadas oportunamente, que todavía no tienen disposición.

Esta modificación del proceso de reparación de los vehículos a través de una descentralización de las tareas habituales y permanentes del Area Automotores, la rechazamos lisa y llanamente debido a una serie de inconvenientes que existen y que impiden el normal funcionamiento.  Además esta metodología de descentralización, atenta contra el organigrama de plantel vigente de automotores, que oportunamente fue aprobado porque el directorio convalidaba el funcionamiento integrado de Automotores.

En años anteriores, ya se aplicó esta   descentralización que fracasó porque resultaba imposible el control, encareciendo el costo de las reparaciones y sufriendo serios inconvenientes con los talleres particulares de reparación mecánica. Rechazamos esta resolución 81365 pero  tratamos de generar un canal de diálogo solicitando una reunión mediante la nota por expediente 52144/18 que reproducimos en el recuadro.

Jorge Molina Herrera, Gabriel Suárez, Juan Muñoz, Claudio lucero, Walter Daher, Marcelo Cavina, Federico Maspoch, Sandra Martínez, Giuliano Gómez, Marcos Castellanos, Carlos Vascheto, Hugo Cuadrado y José María Britos
Los Subsecretarios Gremiales Walter Daher y Claudio Lucero, en el Taller de Automotores en Villa Revol, reunidos el martes 28 con los compañeros

 



La descentralización de Automotores es  otra medida  de vaciamiento de la EPEC

Estamos ante otra etapa  de conflictividad producto del desconocimiento  del funcionamiento estratégico de los sectores por parte de los directivos de la  Empresa

Lo que está pasando con Automotores, que en el día de hoy hemos rechazado la Resolución de la Empresa de descentralizare el sector, mediante nota al presidente de la EPEC.  Este fallido procedimiento, ya fue llevado adelante con intencionalidad de vaciar la empresa en la década del 90.

Repiten las mismas recetas, analizan sistemáticamente cómo  reducir EPEC  y esa reducción  genera la tercerización de los laburos  para tratar de prorrogar en el tiempo los pagos.  Esta situación anómala  después nos obliga a luchar para recuperar todos esos sectores que ellos van desatendiendo y tercerizando.  Así ocurrió con la recuperación de Toma de Lectura, y  también cuando tuvimos este inconveniente con Medidores  y Conexiones y también cuando se hizo la descentralización de Automotores. Esa descentralización  atomizó el sector, y ocasionó la pérdida del control y   el seguimiento del mismo, aparecieron cantidad de talleres de reparación donde había que llevar los   vehículos de la EPEC, sistema que nunca garantiza que la flota de vehículos necesaria, esté disponible  en tiempo real.

Nos preocupa el desconocimiento total que tienen estos nuevos directivos sobre la actividad eléctrica, no entienden que estos sectores que hacen al sostenimiento estructural de la Empresa son fundamentales.  En el caso de Automotores, es el sector que da la garantía del traslado al personal  para reparar un cable cortado, al personal  que sale de urgencia para solucionar los problemas de los usuarios.

Ellos creen que con reducir las horas extras  y con la descentralización para que los vehículos se reparen en cualquier lado, van a mejorar el servicio.  Lo que va a ocurrir es que sin el control de cuáles son los costos de las reparaciones, no sólo no solucionan nada, sino que empeoran la operatividad de la empresa e incrementan el costo del mantenimiento de los vehículos. Sin lugar a dudas,  estas decisiones le terminan saliendo muy caras a la EPEC.

Para colmo, la definición de exigirle a sectores importantes de Distribución que se hagan cargo de la reparación o mantenimiento preventivo de los vehículos de su flota -cuando se adolece  de la cantidad suficiente de personal, es totalmente irresponsable.

Así como el país está mal, con una dolarización que destruye la economía de millones de argentinos y quienes conducen el país demuestran  fuertemente que no tienen el conocimiento técnico, contable y académico para salir de esto, acudiendo hoy a recetas ya implementadas en la década del 90  con la aparición del Fondo Monetario Internacional, enajenando el patrimonio nacional, provincial y municipal, en EPEC se ve lo mismo a escala menor.

Una EPEC macrizada, con políticas  de los 90 sostenidas por el Schiaretismo, aplicando  políticas y metodologías que no dieron resultado y que no permiten una correcta calidad del servicio, nos ponen a los trabajadores a tener que dar la cara ante los vecinos y a hacer malabares para encontrar alternativas que nos permitan resolver las necesidades de nuestros verdaderos patrones que son los usuarios.

Los cordobeses nos están apoyando en cada movilización,  pero nosotros tenemos que trabajar hacia adentro para que este Directorio se aboque más a garantizar un servicio público y esencial y menos a aplicar políticas fracasadas que le hacen daño a la empresa y perjudican a los usuarios.

Como decíamos, esta EPEC macrizada sostenida fuertemente por políticas del Schiarettismo, realmente no está ayudando a la calidad del servicio. No sé si lo hacen desde el desconocimiento o quieren rápidamente generar la posibilidad de la enajenación del patrimonio. No ha habido necesidad -y esto se lo podemos demostrar- de tercerizar la toma de lectura, de haber cerrado los centros de atención comercial, de haber eliminado los cajeros, de reducir la capacidad operativa de Automotores, porque si todo esto se viera de una manera lógica incentivando fuertemente el retiro voluntario y la pasividad anticipada, estamos ante una realidad muy definida, es decir, hay que reducir personal a como dé  lugar, para terminar teniendo una EPEC con una malísima calidad de servicio.

No va a llegar la cantidad de servicios de guardia que necesitamos para atender la distribución, no vamos a tener los vehículos y los insumos necesarios porque también tenemos problemas en Almacenes. Hay algunas cuestiones de trabajos específicos que hacen a la recuperación de dinero que se va en contratos de personal de 2.700 millones de pesos, dinero que se precisa para cubrir necesidades básicas de funcionamiento de algunos sectores.

Tenemos sectores específicos que se encargan de la recuperación de la calidad del servicio. Hoy día no tienen ni siquiera la posibilidad de un relevamiento establecido producto de un faltante de vehículos y como tomamos esto en serio, mucho más de lo que lo toma la empresa, hasta la propia resolución dice que tienen que volver a inspección, ¡vamos a inspeccionar un vehículo una vez que esté con el repuesto definido, con la metodología de trabajo definido!

Va a pasar lo que pasó hace mucho tiempo, se descubrió después de haber hecho un seguimiento de un vehículo que se había reparado un montón de cajas de cambio más que en un rally. Entonces estas cuestiones a nosotros nos empiezan a preocupar porque después los culpables de este tremendo desacierto de conducción lo sufrimos los trabajadores ¿y dónde termina esto?, en el reclamo, en la demora del mismo, en la imposibilidad de atención correcta a los usuarios, la baja de la calidad del servicio ¿hacia quién? Hacia nuestros verdaderos patrones, los usuarios.

Estamos defendiendo el Convenio Colectivo de Trabajo 165/75 en el orden nacional, estamos tratando de que lo entienda la dirección de la empresa y que el gobernador se comprometa a generar un canal de diálogo. Todo el mundo pide diálogo, pero van a terminar exigiendo respuestas inmediatas cuando haya problemas en distribución que se van a producir producto de la falta de compromiso de funcionarios de la empresa, de asistir correctamente en tiempo real a los servicios esenciales de sostenimiento funcional de distribución, llámese Automotores, llámese Almacenes, porque si salís a atender un reclamo y no tenés vehículos, no tenés cables, no tenés morsetos, no tenés postes, ¿cómo quieren que hagamos nuestro trabajo?.

Somos concretos porque ya pasamos por esto, no vamos a permitir que quienes estén abocados al servicio deban pensar a qué taller tienen que llevar el vehículo para repararlo. Por esto hemos solicitado una reunión con el directorio nuevamente mostrando un canal de diálogo, pero no vamos a permitir que se sigan achicando los sectores, no vamos a permitir que la política de reducción de costos a través de la reducción de gastos, de personal, a través de la violación de conquistas sindicales.  Por ejemplo, el personal de turno si no tiene relevo, no se puede ir a su casa, y si falta el relevo en forma imprevista se tiene que quedar y esa situación genera horas extras que no se pueden prever y sin embargo la empresa no la quiere reconocer.  Si un compañero de turno se retira sin que haya sido relevado,  automáticamente lo van a sancionar y hasta echar del trabajo por abandono del servicio.  Entonces  creo que estamos lamentablemente ante una crisis de manejo empresarial y creo que tiene que darse una actualización de la conducción de la empresa con los conocimientos técnicos que permita salir de la crisis.  Es necesario un tiempo de transición, generar en conjunto una comisión de trabajo para sortear esta crisis que es impensada en una empresa que factura 22 mil millones de pesos anuales.

Pero también tenemos que ser conscientes, acá todas las inversiones que se van a empezar a dejar de lado cuando se anuncie con bombos y platillos que han reducido tanta cantidad de gastos, estarán reduciendo la calidad del servicio y eso no lo entienden, lo van a entender cuando el pueblo de Córdoba empiece a exigir que le den la respuesta necesaria.

Por eso en resguardo de nuestra actividad, específicamente en Automotores, nuestros compañeros están garantizando ir reparando lo que tienen con lo que se puede, porque no hay mala voluntad de los trabajadores, sino que los trabajadores se exceden en horas y no teniendo repuestos  lo tienen que atar con alambre y nos queda la presión permanente.

Lamentablemente las resoluciones de la empresa son tiradas de los pelos, sin conocimientos técnicos. Esto no es un hospital ni una dependencia pública, es una empresa del Estado donde la energía es la herramienta esencial y todos los elementos afines para lograr que se tenga una correcta calidad de servicio, tienen que funcionar. De lo contrario estarán convirtiendo a EPEC en una repartición pública –con mucho respeto lo digo- pero si hay un cable cortado, una casa electrizada o un peligro en general y se mata a alguien, la verdad que parece que esta dirección de la empresa no tiene la responsabilidad que corresponde que tenga, porque aplica políticas equivocadas que nosotros resistiremos hasta las últimas consecuencias.

Gabriel Suárez

Secretario General 

 

 



Expediente N° 52144/2018

 

Córdoba, 30 de Agosto de 2018

Ref.: Resolución N° 81365

Señor Presidente del Directorio de la E.P.E.C

Ing. Luis Giovine

 

Gabriel Suarez, en mi carácter de Secretario General del Sindicato de Luz y Fuerza de Córdoba, me dirijo a Ud., a los fines de rechazar lisa y llanamente por improcedente e inaceptable, la Resolución de referencia, vulnerando los argumentos que sostiene la actual estructura de plantel del Área AUTOMOTORES,  producto que la misma atenta notoriamente contra el fortalecimiento de dicha Área, donde como la tarea que se desarrolla es afín a los sectores afectados al servicio, indudablemente que esta intención de descentralización va a generar el descontrol de cada una de las reparaciones que  se realicen en cada uno de los vehículos de la flota de la Empresa Provincial de Energía, donde después estos sectores de trabajo con la cantidad de personal que tenemos que es siempre el mínimo indispensable, con la realidad que convoca  estas Resoluciones que han determinado un parate en el funcionamiento estratégico de esta Área, se verán muy afectados, es por esto que necesitamos a la brevedad una inmediata reunión, dejando aclarado el porqué el rechazo a esta Resolución, porque en años anteriores se quiso implementar este mecanismo y dio un resultado totalmente negativo produciendo un desacople económico, y un descontrol en la cantidad de tareas terciarizadas a talleres particulares donde realmente fue uno de los tiempos más nefastos que tuvo la E.P.E.C., advirtiendo esta situación y con la intencionalidad del diálogo permanente de los sectores de trabajo, es que necesitamos dicha reunión de esclarecimiento, debido a que esta nueva idea planteada desde la Gerencia donde depende esta actividad, no se actualiza ni contempla el funcionamiento real del Área Automotores ni tiene en cuenta la situación a la que la han llevado producto de presupuestos, reglamentaciones internas, modalidades impuestas por la jefatura de dicha Gerencia, que ha generado lamentablemente la no reparación de varios vehículos entendiendo humildemente que es  producto de estas Resoluciones, de esta falta de política, de la intención de reducción de gastos, y de un desconocimiento total del funcionamiento  de dicha Área tan necesaria para nuestro funcionamiento estratégico en las distintas actividades que desarrolla la Empresa Estatal e Integrada, solicitamos nuevamente la reunión, exigiendo el compromiso que a través del diálogo sorteemos este inconveniente, voluntad expresa de los trabajadores para arribar a buen puerto.

Sin otro motivo saludo a Ud. Atentamente esperando rápidamente la notificación del horario y día de lo solicitado mediante la presente Nota.

 



 

 

Incumplimiento estatutario de EPEC

Reclamo ante el Ministerio de Trabajo de la provincia

 

Al margen de la defensa de nuestro Convenio Colectivo de Trabajo 165/75 vigente en el ámbito del Ministerio de Trabajo de la Nación, debemos seguir procurando el funcionamiento estratégico de la empresa que en algunos casos se focaliza en una gerencia específica, no en todas, porque no interpreta el correcto funcionamiento técnico y eléctrico de nuestra actividad.  Esta falta de conocimiento  ha generado que a través del no reconocimiento de funciones y horas extraordinarias en sectores afines al funcionamiento de la distribución, se impida categóricamente el funcionamiento de los sectores.  Es el caso por ejemplo de Abastecimiento, que tiene que entregar los insumos correspondientes para el desarrollo de la tarea en el sector de Automotores, para la necesaria la reparación de los vehículos.

En la denuncia presentada en el Ministerio de Trabajo de la Nación, especificamos el incumplimiento de las gerencias de Abastecimiento y Finanzas de los artículos 18 y 19 del CCT 165/75 y del cubrimiento de las horas extraordinarias que corresponden a tareas realizadas oportunamente.

Asimismo incorporamos como denuncia la situación de la compañera Mariela Ahumada por vulneración de la tutela sindical, más allá de que sea un traslado dentro de la misma gerencia. El desarrollo de la tarea habitual y permanente de la compañera, es específica e importante porque se trata de control de seguros ya que tiene que contemplar permanentemente las necesidades operativas. Esta compañera contribuyó muy mucho a reducir costos que iba a tener la empresa no tan sólo del área de generación, sino también en el tema de los seguros de automotores.  Esta actividad no sabemos quién la está realizando ahora, ni cómo la hacen, ni qué tipo de control existe.  Tenemos el interrogante sobre qué hay detrás del traslado de esta compañera, qué hay detrás de no permitir que nadie de carrera controle esta labor que es importantísima, porque así como se puede reducir los costos por medio del seguimiento de cada una de las instancias de seguros, por la característica de actividad integrada de EPEC, puede ocasionar mayores costos si se hace mal. Con la Central Bicentenario tuvimos una experiencia amarga cuando se observó una intencionalidad de aumentar el costo del seguro que iba a perjudicar a la empresa, no tan sólo en lo económico, sino también en el aspecto legal.  Por este motivo  volvemos nuevamente a llevar estos problemas al ámbito de la provincia a través de las denuncias que presentamos.  En caso que el Ministerio de Trabajo de la Provincia tampoco lo resuelva, se deberán solucionar oportunamente en el Ministerio de Trabajo de la Nación.

 

 

.



 

Sr. Ministro de Trabajo de la Provincia de Córdoba Dr. Ornar Hugo Sereno

Gabriel Suárez y Rodolfo Bonetto, en nuestro respectivo carácter de Secretarios General y Gremial, del Sindicato de Luz y Fuerza de Córdoba, con domicilio en calle Deán Funes 672 de esta ciudad, por la representación que investimos, tenemos el agrado de dirigimos al Sr. Ministro con el objeto de poner en su consideración la denuncia que seguidamente pasaremos a explicitar.

I.- OBJETO

Que venimos por el presente a deducir formal denuncia en contra de la Empresa Provincial de Energía de Córdoba (EPEC) con domicilio en calle Tablada N° 350 de esta ciudad para que, en virtud de los fundamentos que se expondrán, cite y emplace a la misma a comparecer a la audiencia que designe a fin que proceda a abonar las horas extraordinarias efectivamente cumplidas por parte del personal, así como las diferencias de haberes devengadas con motivo del cubrimiento de vacantes oportunamente encomendadas por la empresa, todo lo cual no se ha verificado con el pago de los haberes.

II.- HECHOS

1.-Como es de público conocimiento, el Sindicato de Luz y Fuerza de Córdoba mantiene un conflicto colectivo con la Dirección Empresaria motivado entre otras razones por la instrumentación de Resoluciones internas que fueran oportunamente denunciadas por su inconsistencia e irrazonabilidad destinadas a afectar gravemente la normal prestación de los servicios exacerbando las dificultades subyacentes con motivo de la falta de designación de personal en cantidad y calificación suficientes.

2.-Ahora bien, como era de prever, a la fecha ya se han verificado:

  1. a) la realización de horas extraordinarias, fundamentalmente dentro del personal afectado a la seguridad que por falta de reemplazo al vencimiento del tumo respectivo rige la obligación legal de continuidad en el cubrimiento de la función al agente que finaliza hasta que se produzca el relevo, generando horas extraordinarias a la jornada legal; y
  2. b) el cubrimiento de cargos superiores ya sea por reemplazos en nuevas estructuras de planteles en donde las categorías anteriores tienen equivalencia a una categoría superior y hasta la fecha no se ha dictado la Disposición que acuerde definitivamente los cargos resultantes o bien, porque en la estructura de los planteles el cubrimiento de las vacantes ha sido dispuesta mediante fórmulas de reemplazos que, era de práctica, se firmaban al final de cada mes habiéndose omitido esto último desde la aparición de la referida decisión empresaria, quedando en todas las situaciones sin abono los reemplazos efectivamente cumplidos.

3.-Las omisiones que denunciamos contribuyen a enrarecer el clima de las relaciones laborales al interior de la Empresa mucho más cuando, como es públicamente conocido, nos encontramos las partes signatarias del convenio colectivo en pleno proceso de negociación colectiva, lo que rompe el equilibrio negocial en perjuicio de los trabajadores y la entidad sindical que representamos.

4.- El agravio infringido por la denunciada a los trabajadores afectados por los incumplimientos expuestos tiene en consecuencia, una dimensión personal en tanto y en cuanto se los priva de una porción de la remuneración legítimamente devengada y otra colectiva, en tanto pone en tensión el clima que debe reinar a la hora de entablar una negociación como la que se ha mencionado.

5.-Como no escapará a su experimentado criterio, la actitud empresaria en las actuales condiciones aparece como una provocación que el Sindicato que representamos no tolerará empeñando todas las posibilidades de acción que la legislación pone a su alcance.

La presentación que efectuamos trata de un nuevo y reiterado intento de exhortar a la Dirección Empresaria a ajustar a Derecho su accionar y evitar la profundización de un conflicto que no ha sido buscado ni querido por los trabajadores que representamos.

Petición

En virtud de todo lo expuesto al Sr. Ministro solicitamos que por conducto de la Dirección Conciliación y Arbitraje de esa cartera proceda a citar, con carácter de URGENTE a la EPEC a la audiencia que al respecto designe a la mayor brevedad emplazándola para que haga efectivo el pago de las diferencias de haberes resultantes de los incumplimientos aludidos, bajo apercibimiento de las sanciones que la ley procedimental prevé para incumplimientos obligacionales del tipo y de dejar en libertad de acción individual a los trabajadores afectados para que concurran a la vía judicial persiguiendo su cobro. En oportunidad de la audiencia que se designe ilustraremos de manera concreta las situaciones descriptas.

 

 

.