EPEC TAMBIÉN GARANTIZA LA ENERGÍA EN LOS FESTIVALES

El Festival Nacional de Folklore de Cosquín, además del resto de los principales festivales que se realizan en la provincia, cuenta con un servicio especial para atender la emergencia eléctrica con generadores móviles operados por compañeros de Mantenimiento de la Central Dean Funes.  En esta oportunidad se rotaron dos grupos de compañeros para cubrir las 9 lunas del festival para operar un grupo de 630 kVA.

Claudio López y César Tolaba, de la Central Deán Funes

Estamos destinados por las cinco primeras noches y después seremos relevados por Ariel Ariza y un compañero de la Central Pilar Zanichelli.

–  Están siempre listos para entrar en servicio

–  Estamos trabajando bien, en el primer día se hizo un simulacro por si tuviéramos algún corte, se probaron los grupos generadores y ahora estamos al pie del cañón.

El año pasado se prendieron por primera vez los grupos generadores porque hubo una fuerte tormenta que cortó la energía, así que el festival siguió funcionando porque en el escenario no tuvieron  problemas. Normalmente comenzamos nuestra faena a partir de las 19 horas hasta que termina el festival sea la hora que sea.  Junto a los  dos de Córdoba que pertenecemos a la Central Deán Funes, están  dos compañeros más que son de la Falda, más los jefes de la Zona, que atienden un grupo más chico de 250 kVA.

César Tolaba y Claudio López son entrevistados por Electrum
Nuestros compañeros López y Tolaba junto a los compañeros de La Falda

Ariel Osvaldo Ariza

Pertenezco a Mantenimiento de la Central Deán Funes, nos ha tocado estar acá, en Cosquín, con un grupo generador en apoyo al Festival de Folklore de Cosquín para garantizar el suministro de energía. Como todos los años venimos a colaborar. En mi caso vine a reemplazar a otros compañeros de Córdoba que estuvieron la semana pasada (López y Tolaba).

–  Ha sido una temporada de muchas lluvias y tormentas, ¿Han tenido algún contratiempo?

–  Justamente, a causa de una tormenta muy grande que se desató por la tarde, y junto a compañeros de la Guardia de Cosquín, estuvimos trabajando durante muchas horas tratando de restablecer el servicio, en media tensión y en baja tensión. El esfuerzo fue terrible. También tuvimos un problema con un interruptor en San Roque por lo que Cosquín no estaba alimentado con la línea de 66 desde San Roque por lo que teníamos que estar atentos con el generador por si teníamos que entrar, estábamos esperando que nos dieran la orden. Me enorgullece por la empresa y por sobre todo los empleados que podamos estar garantizando el servicio para que toda la gente lo pueda disfrutar

Todas las noches llegó el “Aquí Cosquín!!!….” con todo iluminado. Felicitaciones a los compañeros

 

.