RECUPERAR EL PODER EN LA ACCIÓN-EDITORIAL

Ante la evidente estrategia empresarial, la respuesta gremial debe ser contundente. Por qué decimos esto, porque la estrategia empresarial es incrementar sí o sí el grado de violación sistemática del Convenio Colectivo de Trabajo, la persecución permanente a cada uno de los distintos compañeros, que es un tema que debemos corregir automáticamente para no dejar lugar a que la empresa proceda en esta intencionalidad de buscar siempre algún elemento para lograr su objetivo que es aplicar  sanciones para proceder a descuentos de haberes y que no lleguemos a cobrar lo que corresponde según las cláusulas económicas que estatutariamente tienen plena vigencia.

Entonces hay que ser contundente en la respuesta gremial, ¿y cómo logramos esa contundencia? Siendo consecuentes en la unidad de criterio de trabajo, porque vemos que el escenario se presenta de igual manera, me refiero al escenario que plantea la empresa para con el Sindicato de Luz y Fuerza de Córdoba, con elementos que ya los conocemos como son la práctica desleal, constituirse en negociador de mala fe, demorando acordar lo que nos corresponde salarialmente como discriminadamente se otorga a las otras organizaciones sindicales. Hay elementos que demuestran que mientras en el Ministerio de Trabajo de la Nación nosotros hemos conseguido el respeto irrestricto del CCT 165/75, ellos vulneran el mismo pasando directamente a la ofensiva desoyendo lo que el propio Ministerio manifiesta.  Ni hablar sobre las denuncias que realizamos en el ámbito del Ministerio de Trabajo provincial, instancia que tenemos que agotar en lo colectivo tanto por las horas extraordinarias realizadas y no abonadas, la falta de reconocimiento a las funciones efectivamente realizadas en reemplazo de categorías superiores, la negativa a firmar las Disposiciones respectivas de los organigramas de plantel que ya tienen Resolución por lo que tienen que sí o sí poner los nombres en las estructuras.  Y esta es la etapa que viene ahora, vienen por las estructuras de los planteles por más que digan que no es así, por más que en las reuniones que se mantienen con la organización sindical digan de que no tienen intención de revisar las estructuras de plantel.  Es evidente que mientras un gerente afirma que no tiene intención de ver las estructuras de plantel, el subalterno inferior manifiesta que la idea es modificar las estructuras de plantel. Acaso, ¿por qué hicieron lo de Medidores y Conexiones? ¿Por qué modificaron la descentralización comercial acompañada en ese entonces por el gobierno, a una centralización sabiendo que existen derechos adquiridos en estructuras vigentes? Es así que tenemos una estructura que no sabemos qué es lo que es en la Terminal de Ómnibus por lo que hemos exigido a la empresa que se conforme una mesa de diálogo para poner sobre el tapete todos estos derechos adquiridos y que la empresa sabe perfectamente que no los pueden vulnerar.

Por eso no tan sólo hay que empezar a exigir que la autoridad de aplicación en la Provincia nos dé respuesta, sino empezar a hacer los reclamos individuales. ¿Qué vamos a hacer respecto a esta cuestión? Vamos a realizar la presentación y todo lo que corresponde legalmente para que cada uno de los compañeros afiliados nos permitan su representación, después reafirmando el reclamo individual que lo va a patrocinar el propio gremio donde cada compañero va a tener que asistir sí o sí a su identificación para el reclamo correspondiente de cada uno de los derechos vulnerados, donde pasemos de lo colectivo a lo netamente individual.

La estrategia de la organización sindical es recuperar el espacio de poder, pero recuperarlo en serio, animarse a ponernos en la posición histórica de nuestra organización sindical donde en el marco de la unidad porque ya pasó la instancia electoral.  Debe4mos estar todos unidos para que la proporción de este enfrentamiento que indudablemente nos quiere provocar la empresa, tenga como objetivo la contundencia en las medidas de acción directa o en las decisiones de un plan de lucha de largo alcance con la fortaleza de los viejos años. Volver fuertemente a identificar estas cuestiones y también enfrentar a la situación que genera la decisión empresarial sobre este invento de la comisión de notables por el tema de los servicios esenciales.

Tenemos muy muchos elementos para asegurar que la arbitrariedad de la Empresa carece de sostenimiento legal en el marco provincial porque la autoridad de aplicación de nuestro Convenio Colectivo de Trabajo es el Ministerio de Trabajo de la Nación.

A su vez podemos reafirmar que al presentar oportunamente nuestros argumentos a esta comisión de notables sobre el tema de los servicios esenciales, ellos mismos dejaron entrever de que no le iban a dar un poder a la Empresa para que vulnerara lo que está establecido como normativa exigible en ley sobre el tema de los servicios esenciales.  Nosotros les explicamos cómo es el funcionamiento de cada uno de los sectores y qué es una afectación al servicio, cuestiones que por la falta de actualización de viáticos, por el no cubrimiento de los cargos vacantes, es la empresa  la que no garantiza los servicios mínimos indispensables, cargos vacantes producidos  por las pasividades anticipadas voluntarias (PAV) que le han generando un montón de inconvenientes a la Empresa por lo que vamos a empezar a denunciar en los medios de prensa este verdadero problema que va a producir falencias en la prestación del servicio específicamente, por lo que no es responsabilidad de los trabajadores sino del Directorio de la Empresa.

Por qué afirmamos esto. Primero y principal porque no somos los autores intelectuales de las PAV, segundo, se debería haber cuidado el servicio antes de que se habilitara a todo el mundo irse con la PAV.  Hay personas que no deberían haberse ido producto de la necesidad del servicio, porque si a nosotros nos reclaman la guardia mínima con un servicio mínimo, lo que menos pueden hacer es no tener el servicio mínimo y permitir que todo el mundo se anotara para la PAV. ¿Cuál es la estrategia del gobierno? Generar a través de este vaciamiento de personal,  la tercerización de la mayoría de las tareas. En esto hay que pararse fuertemente porque en cada una de las tercerizaciones hemos denunciado en la Justicia, bastantes irregularidades cometidas por el Directorio.  Al respecto pondremos el acento específico en cada una de las denuncias presentadas donde en varios casos hay un descuido como deber de funcionario público de no haber advertido el exceso de gastos, el pago doble y la situación de la falta de calidad de servicio que hoy día está de alguna manera generando la empresa a través de las tercerizaciones

Inconvenientes que son denunciados por los propios usuarios -nuestros verdaderos patrones- sobre los errores de los contratados, no tan sólo en la toma de lectura, sino también en la colocación de medidores.  Es una constante en cualquier tipo de trabajo tercerizado, con lo que termina la Empresa  dándonos los elementos para defender nuestra mano de obra especializada, tal como lo hiciéramos oportunamente  cuando intentaron lo mismo en un gobierno anterior radical en la década del 90, cuando se creó la cooperativa, cuando se armaron todos estos  micro emprendimientos.  En ese entonces fuimos detenidos muchos dirigentes sindicales por pelear la recuperación de nuestra tarea.  El tiempo terminó dándonos la razón  porque no se puede generar un costo extra cuando se tiene mano de obra calificada que puede tranquilamente desarrollar las tareas sin generarle un incremento tarifario a todos los cordobeses.

Estas tercerizaciones han sido decisiones unilaterales, y se han hecho en violación a la Ley de Contabilidad de la provincia, eliminando el control del Tribunal de Cuentas de la Provincia  adjudicando los servicios en forma directa.

Nosotros debemos reagruparnos, el Consejo Directivo seguirá visitando los sectores de trabajo, a pesar de que la empresa quiera impedir que los dirigentes sindicales estén presentes en los sectores. Nosotros lo vamos a seguir haciendo.      En el marco de la unidad que se necesita, a través de autocrítica y diálogo constructivo,  podremos enfrentar a este sistema estratégico de ataque a la empresa pública y a la organización gremial de los trabajadores de EPEC, algo que ya lo conocemos por lo que debemos pasar a la ofensiva.

No debemos dar ningún margen para que nos sigan atacando, porque este Directorio ha demostrado su total mala fe, como lo demuestran los casos de las marcaciones del Edificio Central, y lo sucedido en Redes y en Medición.

Debemos bregar fuertemente por la recuperación de las tareas tercerizadas y recuperar nuestra capacidad operativa, afectada también por los traslados,  porque hay traslados que superan los 180 días pese a lo especificado en el artículo 42 del Convenio Colectivo de Trabajo, situación que también hemos denunciado en el ámbito del Ministerio de Trabajo de la Provincia, esos traslados  se deben rever a los 181 días y eso no se está haciendo.

Tenemos que construir la resistencia, respetando específicamente cuales son nuestras obligaciones  para ejercer fuertemente cuales son nuestros derechos en todo ámbito. Por eso las visitas son permanentes a los sectores de trabajo, entendemos que enero y febrero son meses complicados, porque muchos compañeros están de licencia, pero en marzo ya tenemos que tener  un plan fuerte para enfrentar a este esquema empresarial  al que tenemos que contrarrestar  con una respuesta gremial contundente, en todos los frentes posibles, con participación, con protagonismo, y en el marco de la unidad monolítica donde podamos demostrar que Luz y Fuerza  de Córdoba todavía tiene el espíritu de resistencia y que va a construir un paredón de contención para que no avancen más sobre el Convenio Colectivo, ni sobre las estructuras de plantel.  Por más que  desde la legislación nacional y desde los ámbitos de competencia no les dan el visto bueno, la empresa pretende seguir avanzando sobre nuestros derechos y con la estrategia de discriminación, dándole más a quienes aceptaron firmar modificaciones del convenio y menos a Luz y Fuerza de Córdoba, que sostuvo la defensa irrestricta del CCT 165/75.

Vamos hacia un período de bastante conflictividad en la provincia y es nuestro deber estar al lado de las restantes organizaciones sindicales  que están en conflicto, hay que prepararse para la pelea previsional, porque ya están tirando  títulos de que ahora van a venir por la Caja de Jubilaciones de la Provincia.

Nosotros tenemos historia en la lucha, hay que volver a contagiar  a todos los compañeros sobre la necesidad de la resistencia, con protagonismo y participación, sin que signifique mayores pérdidas económicas para los trabajadores y sus familias. Esta situación se modifica pasando Luz y Fuerza de Córdoba al frente, la estrategia está en camino, la comunicación está mucho más aceitada que antes,  por lo que todos los que hemos participado del proceso electoral del 6 de diciembre ahora tenemos una sola obligación:  recuperar el poder en la acción que la historia de nuestra organización sindical ha puesto en cada trabajador y en la sociedad en su conjunto, indudablemente hay que hacer respetar la historia con un plan de lucha contundente.

Gabriel Suárez

Secretario General

 

 

.