MEDIDAS DE FUERZA DE GREMIOS APORTANTES A LA CAJA DE JUBILACIONES

Tras la realización de las reuniones de Secretariado y Consejo Directivo descriptas en la página anterior, se resolvió adherir con nuestra propia modalidad, a las medidas dispuestas por sindicatos aportantes a la Caja de Jubilaciones, Pensiones y Retiros de la Provincia de Córdoba, lo que fue informado al Gremio inmediatamente a través del siguiente comunicado:

COMUNICADO AL GREMIO

El Consejo Directivo del Sindicato de Luz y Fuerza de Córdoba reunido en forma virtual, en el marco del Decreto 489/2020, RESUELVE:

– Adherir a la medida provincial de conflicto en contra de la bochornosa aprobación por parte de los Legisladores Provinciales estableciendo el nuevo recorte previsional destruyendo el Sistema Previsional Solidario y de Reparto de la Caja de Jubilaciones, Pensiones y Retiros de la Provincia.

– Realizar las presentaciones legales que correspondan, exigiendo la derogación y nulidad de la nueva ley previsional 10.694, que es inconstitucional.

– Exigir la inmediata actualización salarial 2020 y el pago de lo adeudado producto de la discriminación salarial 2019.

– Exigir el cese de las hostilidades de parte de la Dirección de la EPEC contra sus trabajadores,  violando sistemáticamente el Convenio Colectivo de Trabajo 165/75 vigente.

– Repudiar el aprovechamiento del gobernador Schiaretti para impulsar en plena pandemia, distintos tipos de recortes salariales a los trabajadores cordobeses.

– Solidarizarnos con los compañeros en lucha

– Exhortar a la Justicia a que deje sin efecto las imputaciones sobre los trabajadores reafirmando la plena vigencia de la Constitución Nacional en cuanto al derecho de huelga.

– Apoyar  el proyecto de creación del impuesto a las grandes riquezas de las corporaciones económicas. Basta de ajuste, basta de recortes, basta del hambre del pueblo, que la deuda la paguen quienes la generaron.

– Elaborar una campaña de difusión en resguardo de la Caja de Jubilaciones.

– Aquellos trabajadores que vivan a más de 30 cuadras, producto del paro de transporte no están obligados a asistir a su lugar de trabajo.

– Declarar el estado de conflicto en el ámbito de nuestra jurisdicción gremial con Trabajo a Convenio y Quite de Colaboración en el marco de la Legislación vigente: sin realización de tareas remotas en los sectores de semana calendaria y en sectores con semana no calendaria con Guardias mínimas atendiendo con el diagrama notificado por la Empresa, cable cortado, casa electrizada, electrodependientes, bombeo de agua, peligro en general.  SIN AFECTACIÓN AL SERVICIO.

A PARTIR DEL 27/5/2020 DESDE LAS 00.00 HORAS HASTA EL 28/5/2020 LAS 00.00 HORAS

Gabriela del Bosque       Gabriel Suárez

Secretaria de Prensa       Secretario General

 



Destacamos la actitud de los compañeros de acatar orgánicamente la decisión tomada por el Consejo Directivo del Sindicato de Luz y Fuerza de Córdoba conjuntamente con las demás organizaciones sindicales, en cuanto al acuerdo que hace al rechazo irrestricto a la aprobación de la nueva reforma del sistema previsional de la provincia de Córdoba. Estamos de acuerdo en seguir sosteniendo el régimen solidario de reparto de la Caja de jubilaciones, por lo que haremos las presentaciones legales que correspondan.  Nuestra fraternal valoración a los compañeros que orgánicamente cumplieron con las medidas dispuestas.

    Jorge Molina Herrera                                Gabriel Suárez

      Secretario Adjunto                                Secretario General

 



La complejidad de estas horas

 

 

Ante el avance del gobierno contra los derechos de los trabajadores, en nuestro caso desde 2018, nuestro Sindicato permanentemente ha estado resistiendo.

Como Secretario General, tengo que entender el abanico de realidades que vive una organización sindical, los que tenemos más responsabilidad tenemos que ir evitando que se genere algún tipo de decisión gremial que en lugar de ser un avance sobre la respuesta de la unidad y la recuperación de las conquistas, termine retrocediendo con algún tipo de inconveniente en el marco de la Justicia, que es lo que está a la orden del día, porque es lo que automáticamente incorporan en el decreto 489 que refiere específicamente al impedimento transitorio de las movilizaciones producto del aislamiento social obligatorio.

No obstante eso hay compañeros de Luz y Fuerza que con justa razón piensan que hay que movilizar lo mismo; no quiero hablar de compañeros de UTA por ejemplo, que llevan dos meses sin cobrar, no resiste ningún análisis; los compañeros municipales con un 30% de rebaja salarial, tampoco resiste algún análisis, pero también están aquellas organizaciones que han decidido distintas medidas de fuerza en rechazo a la reforma previsional dejando evidenciado que mucho se protege el tema de la salud, porque imaginemos si se genera un contagio masivo por una movilización y tenemos un compañero nuestro con algún problema grave de salud.  Tendríamos otro inconveniente más.

Las medidas de fuerza que se han desarrollado coordinadamente por parte de  los bancarios, los docentes, los empleados públicos, los judiciales, y en el caso nuestro,  no es un hecho menor.  Haberse sumado muchos gremios para una medida de acción directa, es un paso importante.

Para muchos de los que quisieran estar ya mismo en la calle, tal vez signifique que vamos lento.  Por supuesto que quisiéramos que ya mismo no estuviera la situación de aislamiento social para salir  rápidamente a plantear nuestro problema y meternos adentro de la empresa para exigirles a los que conducen EPEC que terminen con tanta apretada y mala intención.

Los que somos de guardias rotativas sabemos que los diagramas de turno modificados por la Empresa generan un gran descontento del sector operativo de tuno, por lo que tenemos que ser muy precisos cuando hablamos, la Empresa quiere utilizar la terminología de ocho horas, … no, no, son seis horas, las dos horas restantes son horas extras, en esto tenemos que ser claros porque si nos equivocamos en ese concepto, nos equivocamos en todo lo que viene.

Las reuniones que ha empezado a tener el Secretariado y el Consejo Directivo con especialistas en forma virtual por la situación previsional, también  las tendremos que realizar con los compañeros Delegados que tengan la posibilidad de acceder a la herramienta  Zoom para podernos comunicar.

Así será hasta que concluya el aislamiento obligatorio y podamos encontrarnos nuevamente en la calle para poder garantizar la presencia de nuestra organización sindical ante los reclamos que siempre son parte de una necesidad y de la reivindicación como trabajadores; es lo que nosotros no podemos dejar de seguir peleando.

Muchos compañeros plantean por qué no estamos en la calle ya; yo también tengo el mismo concepto pero también tenemos la responsabilidad de no sacar a la calle a los compañeros para evitar que  tengamos un inconveniente más grave por haber violado o vulnerado los marcos legales vigentes, esto tiene que ser bien concreto

Es muy complicado y complejo este tiempo  que nunca nos tocó vivir, nadie puede decir que vivió una cuarentena o una pandemia con estas normas de aislamiento social, y obligatorio; la última vez que se vivió una pandemia similar fue hace más de 100 años.

Esta cuestión es de fondo y juega mucho el pensamiento individual  por lo que cuesta en plena cuarentena cerrar un acuerdo colectivo para que a través de la unidad consagremos los principios para salir airosos en este momento.  Después va a venir un análisis fuerte donde vamos a tener que asumir responsablemente las realidades, que son las realidades post – pandemia.  No sabemos en qué situación va a quedar el mundo, en qué situación va a quedar la provincia,  en que situación va a quedar la economía argentina y cuáles son los devenires que nos va a tocar enfrentar a todos los trabajadores, por lo que debemos permanecer unidos.  Debemos dejar de lado nuestras diferencias  y tal vez nuestras diferencias sean entre los que dicen vamos a la calle ya y los que tenemos más responsabilidad y les decimos que esperen, que no los queremos exponer  porque queremos preservar sus puestos de trabajo.

Entonces, ante esa disyuntiva, es muy difícil transitar por ese hilo delgado que es el que queremos todos, y es el que estamos acostumbrados todos como Luz y Fuerza, que lo deberíamos haber mantenido siempre.

Los que tenemos la obligación de conducir, tenemos que preservar en primer lugar la salud de todos  y para garantizar la salud tenemos que tener garantizados nuestros puestos de trabajo,  y para esto debemos sostener el Convenio Colectivo y una Empresa que funcione. Bueno, esta es una  situación compleja en la que las decisiones atomizadas no sirven, por eso creo que la única palabra que logra concentrar una posibilidad real de reconstruir todo esto es Unidad, más unidad y más unidad.

Gabriel Suárez

Secretario General

 

 

.