PER SALTUM

Una decisión de la Corte que debilita el respeto a la Constitución

 

En una definición por demás controvertida, comandada por el Presidente la Corte Suprema de la Nación, Carlos Rosenkrantz,  uno de los abogados del grupo Clarín y que luego de llegar a la Corte por ¡por decreto! de Macri, hizo borrar de su historial ese antecedente, el máximo tribunal de Justicia del país, le dio el gusto a los jueces de la Cámara Federal Bruglia, Bertuzi y  aceptó el pedido de Per Saltum. La operación, podría entreverse días antes, cuando Rosenkrantz, salió de su mutismo,  y vía Clarín y La Nación, hizo declaraciones donde se podía entrever que aceptarían el pedido.

 

Los hechos

Recordemos que los jueces en cuestión fueron trasladados irregularmente por decretos del Presidente Mauricio Macri, sin respetar el procedimiento establecido en la Constitución de la Nación Argentina, que establece que es el Senado de la Nación quien debe autorizar nombramientos y traslados.  Bruglia y Bertuzzi,  se desempeñaban respectivamente en los Tribunales Oral Federal 4 de Comodoro Py y el  Tribunal Oral Federal 1 de La Plata, y fueron  llevados por el macrismo a la Cámara Federal de Comodoro Py, Ese fuero actúa como primera instancia de revisión de todas las decisiones de los doce juzgados de instrucción, que entre otros delitos federales tramitan causas por corrupción en la función pública, narcotráfico y trata de personas.

Por su parte, el Juez Germán Castelli fue trasladado desde el Tribunal Oral Federal 3 de San Martín, el 9 de octubre de 2018, hacia el Tribunal Oral Federal 7 de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, que tiene que juzgar la causa abierta a partir de fotocopias de los denominados “cuadernos de las coimas” en la obra pública. Causa esta que,  en lo que  se lleva de instrucción (fue elevada a Juicio Oral) no ha demostrado más que ser por completo una operación política judicial, una de las tantas del Law Fare. Nada se ha demostrado hasta el momento, y lo que sí se ha demostrado, apunta a que todo el asunto es un invento.  La grabación de las declaraciones de los arrepentidos, que debía tomar Stornelli,  en la causa de las fotocopias de los Cuadernos, no existen, nunca se grabaron  las declaraciones de los supuestos testigos. Ni siquiera hay una pericia sobre la escritura que se adjudica al chofer Oscar Centeno que mintió con un relato falso sobre el “asado” que dijo que hicieron con los cuadernos.

Volviendo a los 3 Jueces atornillados, en agosto de este año, el Senado rechazó los traslados realizados de forma irregular durante el gobierno de Mauricio Macri y en septiembre de este año, mediante tres decretos consecutivos 750, 751 y 752 publicados como suplemento del Boletín Oficial, el Gobierno deja sin efecto los decretos que oportunamente fueron firmados por Mauricio Macri para realizar el traslado de los jueces sin el aval del Senado. El procedimiento se ajusta plenamente a derecho, en tanto sus traslados originales, fueron inconstitucionales, además le corresponde al Senado, por atribución Constitucional.

Opereta de Cambiemos y  el antiguo cliente de Rosenkrantz

Sin embargo, desde el Macrismo y el periodismo de guerra (con el grupo Clarín a la cabeza),  montaron una operación formidable ligando la anulación por parte del Senado de los traslados ilegales de los jueces, en una búsqueda del Gobierno de dar impunidad a Cristina.  Acostumbrados a hacer política desde la pos verdad, y con la colaboración inestimable del periodismo de guerra,  donde la verdad no importa ni juega, sino  que juega el poder para imponer un relato y para hacer creer que es cierto, comenzó un desfile francamente obsceno de los dirigentes cambiemitas por los medios del poder y una sucesión vergonzosa de editoriales “periodísticas”.

Las más graves sin dudas fueron las declaraciones de Elisa Carrió, que directamente propinó una amenaza contra Lorenzetti, Juez de la Corte: “Lorenzetti no va poder caminar tranquilo por Rafaela”, al tiempo que días después, una caravana de autos lo escrachó frente a su casa, donde participaron dirigentes y ex candidatos de las listas de Cambiemos en  Santa Fe.

Per Saltum Si

Luego de la ofensiva, llegó la noticia, la Corte Suprema de Justicia de la Nación, decidió aceptar el pedido de Per Saltum, introducido por Bruglia, Bertuzzi y Castelli.

Hay varios condimentos que hacen de la decisión de la Corte, una movida política, y sobre todo una decisión  que degrada  las propias normas de la Constitución, que establece muy claramente el reglamento para traslados de Jueces.

Primero, el Per saltum es un recurso pensado para casos de gravedad institucional: si la causa es de relevancia, las partes pueden saltear la instancia inmediatamente superior de apelación para ir de manera directa al máximo tribunal. Pocas veces un pedido de Persaltum  se decidió favorablemente en tan poco tiempo, y sobre todo, en pocos casos la Corte Suprema acepta los pedidos de Per Saltum.

Segundo, todo el procedimiento efectuado por el Consejo de la Magistratura, el Senado y la Sala V de la Cámara en lo Contencioso Administrativo, se ajusta a derecho, y vienen a reparar un traslado arbitrario e inconstitucional decidido por decreto por el ex presidente Mauricio Macri.

La Sala V de la Cámara en lo Contencioso Administrativo, que ya les rechazó una cautelar a Bruglia y Bertuzzi,  debía decidir sobre el recurso de amparo planteado por ellos, es decir, si son válidos o no sus traslados desde un tribunal oral a la Cámara Federal de Comodoro Py  Si esa Cámara se expedía antes, el per saltum quedaría abstracto. Pero ocurrió que no había acuerdo en los jueces que analizaban el tema,  y el tercer Juez, que debía ser sorteado, no pudo sortearse porque increíblemente  había problemas con el sistema informático. El sorteo se realizó mientras la Corte estaba en acuerdo y salió en suerte la jueza Clara Do Pico, pero ahora todo el expediente va a la Corte Suprema de  la Nación.

Qué resolverá la Corte sobre la cuestión de fondo, no lo sabemos, pero en sí es un hecho preocupante que interfiera ante un procedimiento que se ha ajustado letra por letra a lo que ordena la Constitución.  El propio Consejo de la Magistratura rechazó la medida y la consideró que de salir favorable a los Jueces, se degrada la propia independencia del  poder Judicial y el equilibrio de poderes: “En caso de hacerse lugar a la pretensión de los recurrentes, la Corte Suprema de Justicia de la Nación estaría legitimando un mecanismo por el cual aquellos magistrados que cuenten con el beneplácito del Poder Ejecutivo Nacional, se verían dispensados de cumplir con el procedimiento constitucional de designación de magistrados”.

 

 

.