SECRETARÍA DE DERECHOS HUMANOS

MINISTERIO DE TRABAJO DE LA PROVINCIA ANTE UNA INMINENTE VIOLACION A LOS DERECHOS HUMANOS LABORALES

 

En fecha 29 de diciembre pasado el compañero, Alfredo Seydell Secretario de Derechos Humanos de nuestra organización, junto al Dr. Ariel Curone del “Estudio Arese- Abogados”,    realizó una presentación ante el Ministerio de Trabajo de la Provincia de Córdoba, en la cual advierte a esta cartera sobre la inminente violación a los derechos humanos laborales con motivo de la mora en la resolución de los expedientes administrativos que oportunamente inició el Sindicato de Luz y Fuerza de Córdoba.

En este sentido, cabe señalar que, en los últimos años la entidad sindical ha denunciado ante la autoridad administrativa del trabajo, el incumplimiento por parte de la EPEC a diversas normas de orden público establecidas en el CCT 165/75 y en la ley de Contrato de Trabajo (Ley 20.744). No obstante, en todos los expedientes administrativos que se iniciaron con motivo de dichas denuncias, el Ministerio de Trabajo ha guardado absoluto silencio.

Frente a ello, la entidad sindical interpuso sendos recursos de “pronto despacho” a los fines que los funcionarios responsables del ministerio se expidieran sobre los planteos efectuados en cada expediente. Sin embargo, la cartera de trabajo ha continuado guardando silencio frente a los recursos interpuesto por la entidad gremial, permaneciendo inerte en perjuicio de los trabajadores de la EPEC.

Conviene destacar que, la omisión del Ministerio de Trabajo en ejercer el poder de policía laboral, atenta contra derechos humanos laborales derivados de la Carta Internacional de Derechos Humanos, tales como el trabajo digno (DADH, art. 14; DUDH, arts. 23 y 24; PIDESC, arts. 6, 7 y 8) y el derecho a un debido proceso (art. 8 CADH, entre otros).

Estas garantías a un debido proceso no se limitan exclusivamente a los procesos judiciales, sino que han sido extendidas a cualquier procedimiento que se siga ante cualquier órgano del Estado.

Así lo ha resuelto la Corte Interamericana de Derechos Humanos en los casos “Baena Ricardo y Otro Vs. Panamá”, “Claude de Reyes y otros vs. Chile”, “Tribunal Constitucional Vs. Perú”, entre otros, en los cuales ha precisado que el art. 8 de la Convención Americana de Derechos Humanos (Pacto de San José de Costa Rica) resulta de aplicación a cualquier procedimiento que se lleve a cabo en cualquier repartición estatal o funcionario que se encuentre en una situación de poder.

Así las cosas, ante la situación de gravedad institucional reseñada precedentemente, la Secretaría de DDHH del Sindicato de Luz y Fuerza se presentó ante el Ministerio de Trabajo a los fines de señalar que, con la omisión de su intervención, se hará incurrir en responsabilidad internacional al Estado Argentino, manteniéndose en desamparo a los trabajadores de la EPEC, quienes han visto avasallados derechos humanos fundamentales por parte de la empleadora.

Es así que, a las acciones y omisiones de la empresa EPEC en perjuicio de los trabajadores, se ha sumado otro agravio a los derechos de las compañeras y compañeros, consistente en el retardo injustificado de la administración del trabajo en resolver los planteos efectuados por la entidad sindical.

Es por ello que, con la presentación efectuada por la Secretaria de DDHH, requerimos que los funcionarios públicos se avoquen de manera urgente al conocimiento de las actuaciones administrativas y resuelvan los planteos que formuló la entidad sindical en defensa de los trabajadores representados, so riesgo de hacer incurrir en responsabilidad internacional al Estado argentino.

Alfredo Seydell Secretario de Derechos Humanos


MAIL PARA DENUNCIAS POR MALTRATO LABORAL

Compañeras y compañeros, en virtud de la imposibilidad de llevar adelante un funcionamiento presencial en la Secretaría de Derechos Humanos en la sede sindical, las denuncias por maltrato, violencia o acoso laboral serán receptadas en el correo violencialaboralddhh@gmail.com,  específicamente creado a tal fin, a los efectos de ir delineando acciones en cada caso particular,  con el correspondiente asesoramiento jurídico.


LA TOXINA BOTULÍNICA Y SUS EFECTOS TERAPEUTICOS EN LA DISCAPACIDAD MOTRIZ.

 

La toxina botulínica es un fármaco, que se utiliza desde hace más de 40 años en medicina.  Cabe aclarar que no es un tratamiento médico alternativo, sino una elección terapéutica de primera línea a nivel mundial, para el tratamiento de las distonías y espasticidad, síntomas estos que pueden estar presentes en las discapacidades motrices.

¿Qué es la espasticidad?

Se refiere a músculos tensos y rígidos o un aumento del tono muscular. La toxina produce la movilidad del musculo.

¿Qué es la distonía?

La distonía se caracteriza por contracciones musculares involuntarias y movimientos involuntarios que pueden generar contracturas. La toxina inhibe y/o anula esos movimientos y contracciones musculares.

¿Cómo se originó el tratamiento con Toxina Botulínica?

A mitad de los setenta, un oftalmólogo americano, el Dr. Alan Scott, buscaba alguna sustancia para relajar ciertos músculos oculares, así descubrió que la toxina botulínica mejoraba el estrabismo. A partir de este descubrimiento La Toxina Botulínica se comenzó a usar con éxito en variedad de desórdenes del movimiento.

¿Cómo se aplica la Toxina Botulínica?

La Toxina Botulínica se inyecta con jeringas, en un comienzo se realizaba mediante un electro estimulador para encontrar la ubicación del musculo. Hace un tiempo la colocación se está realizando bajo guías ecográficas, ya que es un método más certero y seguro para detectar los músculos sobreactivos, rígidos o tensos. Dependiendo la necesidad del paciente se pueden llegar a colocar entre una y tres inyecciones por músculo.

¿Cuándo se empieza a apreciar el efecto del tratamiento?

Generalmente el efecto comienza a aparecer a partir del tercer día. El máximo efecto se alcanza entre los diez días y las tres semanas, según cada caso.

¿Cuánto dura el efecto de la Toxina?

Normalmente se pierden los efectos transcurridos entre los dos y cuatro meses a veces hasta 6 meses, luego de ese periodo va disminuyendo progresivamente su efecto. Al cabo de seis meses el beneficio habrá finalizado por completo. Esto también depende de cada paciente.

¿Cuánto tiempo puede estar aplicándose la terapia con Toxina Botulínica?

No hay en absoluto ninguna indicación en cuanto a que la terapia no deba superar un tiempo límite.

¿Qué efectividad tiene el tratamiento?

La mayor parte de los pacientes tienen una efectividad de un 70% a un 90%, la mayoría encuentran una disminución de los espasmos, y/o de los movimientos involuntarios, como también de la rigidez y/o tensión de los músculos. Esto produce que se faciliten actividades de la vida diaria de una persona con discapacidad motriz. Para que se entienda mejor algunos efectos producidos por este tratamiento pueden ser:

-Prevenir complicaciones a largo plazo: luxaciones, deformidades osteoarticulares principalmente de cadera, pie y muñeca.

 -Puede retrasar o a evitar una decisión de intervención quirúrgica.

-Mejorar la circulación sanguínea.

-Favorecer la colocación de ortesis y calzado

-Disminuye el dolor asociado a la postura mantenida. Entre otros efectos favorables para el paciente.

¿Qué pasa con las obras sociales? ¿Deben cubrir el tratamiento de toxina botulínica?

Una vez más lamentablemente algunas obras sociales se niegan a cubrir el tratamiento con Toxina Botulínica. Es uno de los mayores problemas que tenemos las personas con discapacidad, el tener que lidiar, batallar con las obras sociales ante sus negativas, para mejorar nuestra calidad de vida. Por ende, tenemos que acudir a la justicia, para hacer cumplir nuestros derechos. Con todo lo que esto conlleva, el tiempo, el gasto económico que, generalmente no está a nuestro alcance ni de nuestro entorno, el desgaste emocional y psíquico. Nuevamente debemos recordarles a las obras sociales que, estamos amparados por la Ley 24.901 (Ley de Sistema de Prestaciones Básicas en Habilitación y Rehabilitación Integral a Favor de las Personas con Discapacidad).  Esta Ley establece, como ya ha sido explicado en artículos anteriores, prestaciones amplias orientadas no solamente a las cuestiones médicas sino también a mejorar la calidad de vida de las personas con discapacidad.

Lic. Ivana Acosta

 

 

 

.