17 DE NOVIEMBRE

Día de la Militancia

 

Serás militante cuando sientas propias las necesidades de los demás, cuando seas humilde y solidario, cuando renuncies a toda ambición desmedida.

Militancia es solidaridad y justicia

 

Como cada 17 de noviembre, se celebró el Día de la Militancia evocando el retorno de Juan Domingo Perón al país, ocurrido en 1972, tras 17 años de exilio forzado. Para la militancia, el primer regreso de Perón, constituye un acontecimiento histórico que desde entonces se integró a la liturgia justicialista; la vuelta del líder más importante de la historia argentina se vivió como un triunfo de la resistencia peronista que había enfrentado la persecución, la proscripción y los intentos de aniquilación del movimiento.

Siempre destacamos el significado del 17 de octubre, pero aquel viernes 17/11/1972, a las 11.15 horas, cuando Perón descendió la escalerilla del DC-8, resultaba imposible no asimilar que la legendaria consigna “Perón vuelve” se transformaría en una realidad histórica.

Perón escribió en una solicitada publicada el 7 de noviembre: ”A pesar de mis años, un mandato interior de mi conciencia me impulsa a tomar la decisión de volver, con la mejor buena voluntad, sin rencores que en mí no han sido habituales y con la firme decisión de servir, si ello es posible”.

Hace 49 años, cientos de miles de personas se trasladaron hacia Ezeiza para recibir a Perón, en la que fue considerada una de las mayores movilizaciones de nuestra historia. Esa jornada quedará bautizada en adelante como Día de la Militancia.

 

 

 

Acto en plaza de Mayo por el Día de la Militancia

Un nuevo día del militante se vivió con esperanzas renovadas y abrazados a la consigna “Todos unidos triunfaremos”. Movimientos sociales y sectores sindicales se movilizaron a plaza de Mayo para participar del acto organizado con la CGT (al que Luz y Fuerza de Córdoba adhirió), con un solo orador: el presidente Alberto Fernández.

A las 16.59, el presidente inició su discurso con un “feliz Día de la Militancia, compañeros”. Al referirse a esta fecha especial, expresó: “…muchos dejaron jirones, muchos perdieron su vida y no están con nosotros. A cada uno de ellos rindámosle un homenaje con un aplauso para todos los compañeros que no están”, y acto seguido anunció “el inicio de la segunda etapa de su gobierno” e hizo un llamamiento para “construir juntos con toda nuestra fuerza lo que haya que levantar en la Argentina”.

Alberto Fernández dedicó palabras de agradecimiento a “cada compañero militante de cada barrio, de cada pueblo, de cada provincia, que se movilizó tras las PASO”. En su reflexión afirmó que “las urnas de las PASO nos dejaron un mensaje y escuchamos el mensaje. Corregimos cosas y dictamos medidas. Muchos compatriotas reconocieron ese esfuerzo y nos acompañaron en las elecciones del domingo (14 de noviembre). El triunfo no es vencer, sino el nunca darse por vencido. Hoy, lo que estamos celebrando acá es que esa maravillosa militancia que hemos tenido fue a levantarles los brazos a los que estaban desanimados”, remarcó.

Con la mira puesta en las próximas elecciones presidenciales, Fernández hizo una arenga a los militantes: “Tenemos que hacer lo necesario para que en 2023 aseguremos un triunfo rotundo”.

 

 



1972 – 17 DE NOVIEMBRE – 2021
DÍA DE LA MILITANCIA

Como cada 17 de noviembre, los y las peronistas hoy celebramos el Día de la Militancia. Lo hacemos conmemorando el retorno del General Juan Domingo Perón al país, luego de 17 años de exilio y proscripción. Lo hacemos también, y muy especialmente, recordando y honrando a los miles de compañeros y compañeras que ofrendaron sus vidas para que el líder indiscutible de los trabajadores y trabajadoras pueda reencontrarse con su pueblo.

 

Frente a la vergüenza que aún tiñe esos 17 años de historia argentina, ante la criminal mirada de algunos sectores del poder económico que sostuvieron las armas, empuñadas por un montón de matones con uniforme, hoy venimos a reivindicar la condición militante de nuestros compañeros y compañeras que sufrieron persecuciones, cárcel, exilio y hasta fueron asesinados por defender nuestros ideales.

 

Al peronismo lo dieron por muerto mientras el “Luche y Vuelve” se convertía en una bandera, un símbolo de esperanza que anidaba en los corazones del pueblo trabajador. El tiempo y la distancia no habían modificado ese vínculo único que supo forjar un líder cuyo regreso fue posible gracias a la militancia y a la lealtad. Porque Perón siempre vuelve, mal que les pese a muchos.

Sigamos construyendo la unidad del peronismo: con ideales, objetivos y convicciones, anteponiendo el compromiso solidario que forma parte indisoluble de nuestra doctrina. Porque como decía el General Perón “no es el espíritu gregario individualista el que crea la felicidad del pueblo y la grandeza de la Nación, sino el espíritu de solidaridad.”

La militancia nos une. La causa de Perón es la nuestra

FRENTE SINDICAL PARA EL MODELO NACIONAL

 

 

.