VAMOS AL PARO

Se llevó a cabo en la sede de la FATLYF una reunión de los secretarios generales de Luz y Fuerza de todo el país, en la que se trataron diversos puntos vinculados a las distintas secretarías.

En particular se analizó la situación de crisis económica del país, coincidiendo con el diagnóstico que efectuó la CGT Nacional.  Por supuesto que  la realidad que vivimos en cada una de las organizaciones sindicales de cada provincia, varía según la situación por la que atraviesa cada una.

En la mayoría de los casos  se planteó la necesidad  de la reapertura de paritarias ya que algunos de los sindicatos firmaron acuerdos anuales y otros semestrales.  En general se facultó al Secretariado para que contemple este  abanico de realidades para ver cómo continuar la acción gremial para garantizar la recuperación del poder adquisitivo del salario.

En el debate quedó clara la posición de FATLYF  con respecto a que estamos integrados a la CGT aunque no se esté cubriendo ningún cargo del Consejo Directivo de la CGT.  Recordemos que nuestro sindicato declinó la postulación a cubrir una vocalía titular para respetar orgánicamente la posición de FATLYF.

Mientras se desarrollaba la reunión de Secretarios Generales,  se estaba por concretar la reunión de la cúpula de la CGT con funcionarios del gobierno nacional. La decisión del Secretariado Nacional de FATLYF era esperar el resultado de las negociaciones y acatar las medidas que se dispongan a nivel de CGT. No obstante eso, desde Luz y Fuerza de Córdoba planteamos que ya tenemos previsto realizar un paro activo con movilización para el día 19 de octubre con las demás organizaciones sindicales de la provincia de Córdoba y también con organizaciones sociales y estudiantiles que comprometieron su participación en esta jornada de protesta que tiene como denominador común las mismas reivindicaciones planteadas a nivel nacional: la reapertura de paritarias, recuperación de los puestos de trabajo perdidos, la defensa del pleno empleo, más el reclamo provincial de derogación de la ley 10.333 y el 82% móvil para los jubilados tanto provinciales como nacionales.

Con respecto a las versiones periodísticas  de un supuesto acercamiento del gobierno nacional a la agenda propuesta por la CGT y que justamente al cierre de esta edición de ELECTRUM   se estaría evaluando en el seno de la CGT, nuestra posición es esperar la convocatoria a un plenario Confederal o directamente disponer un paro como fue facultado en el último Confederal. Si se resuelve el paro, hay que determinar la fecha y lo acataremos automáticamente.

Lamentablemente no vemos que haya una definición concreta entre los distintos secretarios generales en el seno de la CGT; hay quienes apoyan el paro  y otros no, y eso indudablemente influye en la decisión que debería ser unánime y uniforme.  Por eso Luz y Fuerza de Córdoba reafirmó en la reunión de secretarios generales de FATLYF que vamos a un paro provincial el día 19 de octubre y que participaremos en todas y cada una de las medidas que se resuelvan a nivel nacional sabiendo que los reclamos son los mismos.  Estamos convencidos  que para que el gobierno nacional cambie este modelo económico de exclusión social, los trabajadores lo debemos exigir en la calle.

Es difícil asumir que se hable de acompañamiento a un gobierno que  vemos que a los grupos concentrados del poder se les ha dado todo y a los trabajadores se les retrasa la respuesta o se la otorga a cuenta gotas como por ejemplo con el ofrecimiento de modificación del impuesto al trabajo que a nosotros no nos conforma.

No ha habido ninguna respuesta respecto a los planteos de fondo de todas las organizaciones sindicales. Mientras el gobierno nacional no toca los intereses de la megaminería, del juego, de la renta financiera, de los agroexportadores, afecta el poder adquisitivo de nuestros salarios con la devaluación y la elevada inflación, nos niega la actualización salarial que nos corresponde y provoca la pérdida de puestos de trabajo y el cierre de fuentes de trabajo, es decir  que el gobierno nacional con este modelo económico sigue provocando la exclusión social y favoreciendo a los sectores concentrados de la economía .

Estos aspectos derivados de la falta de respuesta al reclamo de los trabajadores  que tanto le cuestionamos al anterior gobierno,  se encarnan nuevamente con la  posición economicista y de exclusión social en el que nos sumerge el actual gobierno nacional por lo que volvemos a ser los trabajadores la variable de ajuste.

Estamos convencidos que la acción  más equilibrada y responsable de las organizaciones sindicales es una medida de acción directa en la calle en lugar de tanto acompañamiento como pareciera que se está dando hasta ahora.  O sea, vamos al paro.

Gabriel Suárez
Secretario General